Cuate, aquí hay tomate… y puede que equipo

CB BURGER KING LOS PALACIOS A - CB ANRES (22-46)

El CB Anres inició su 19 temporada en la liga de distrito de la mejor manera posible: ganando, convenciendo a ratos y, por qué no decirlo, mostrando que puede estar en esa lucha por hacer cosas grandes que algunos jugadores no se creen porque ya no es que nos asomen canas, sino que aflora una calvicie total en aquel lugar donde hace no tanto bailaban frondosas cabelleras.

La primera victoria del curso fue ante un equipo que viene de la tierra del ‘bombón colorao’. Los Palacios y Villafranca ha sabido labrar su futuro en la tierra, de donde brotan las mejores matas de tomates y las mejores -y más gigantescas sandías-. Ahora también reivindican la cultura del baloncesto y han iniciado el periodo de siembra con dos equipos en  la competición del IMD. La semilla es buena, ya que parte de la igualdad en estado puro. El CB Burger King Los Palacios A hace gala de la categoría senior mixto y está integrado por mujeres y hombres por igual. Ojalá todos siguiéramos su ejemplo.

Era su primer partido sin apenas tocar balón. Tampoco es que el CB Anres andara sobrado de eso de practicar la táctica y el físico. Pero frente a eso, tiró de oficio y centímetros. No fue en un primer cuarto marcado por la igualdad, pero sí a partir de un segundo parcial en el que empezó a carburar el juego interior (Simón y Kiwi) mientras apuntaba maneras el exterior, con Nando autor de hasta cuatro triples. Con todo, el partido concluyó con un clarividente 22-46.

UN ÁRBITRO, MESA Y LO QUE LE ECHEN 

La anécdota del partido la marcó el colegiado de la contienda, que se vio sin mesa que le apuntara el tanteo. Otro habría dado por suspendido el encuentro y santas pascuas. Pero el trencilla en cuestión se apiadó de las dos plantillas, cogió el acta y se puso a pitar y a anotar las canastas. El tiempo tuvo que ser sin parar en los cuatro cuartos, pero… ¿se le iba a pedir más al Supermán de los arbitros? Chapó.